Deportes

VOLCANO BOARDING, MÁS QUE UN DEPORTE EXTREMO

VOLCANO BOARDING, MÁS QUE UN DEPORTE EXTREMO

Imagina que estás en tu tabla de surf, ahora intercambia las olas por arena volcánica.

Eso fue lo que hizo el pionero de este deporte, el australiano Darryn Webb. En el 2005, viajó a Nicaragua al volcán Cerro Negro, en donde primero intentó conquistarlo descendiendo con un colchón, posteriormente con un frigobar y finalmente creó la volcano board, un diseño el cual es usado actualmente por ser resistente al calor.

Anualmente, miles de aficionados de lo extremo visitan Cerro Negro, por ser el destino más atractivo para realizar este deporte. El volcán tiene 726 metros de altura y en los descensos se pueden alcanzar hasta los 80 kilómetros por hora.

Ha hecho erupción un total de 23 veces, por lo que se considera un volcán muy activo.

El Volcano boarding es considerado uno de los deportes extremos más peligrosos por el riesgo que existe de sufrir lesiones a causa de las piedras volcánicas, es por eso que es necesario contar con un equipo completo de protección que incluye: traje, guantes y goggles.

Las visitas a los volcanes para practicar este deporte son toda una experiencia, comienzan con un traslado en vehículo de entre 45 minutos o una hora, para posteriormente escalar aproximadamente una hora (varía dependiendo del destino).

El ascenso se puede dificultar debido a la temperatura, el sol, la inclinación y el camino rocoso, pero todo esfuerzo tiene una recompensa, y ésta llega con los 2 a 5 minutos (dependiendo de la velocidad) que dura el trayecto de descenso, en donde se aprecian vistas inimaginables y se aprecia la naturaleza en su máximo esplendor.

Esta experiencia única y llena de adrenalina es para muchos la mejor aventura de sus vidas.

 
Etiquetas
Ver más

Artículos relacionados

¿Cuál es tu opinión?

Close